Préstamo para autos: La forma más inteligente de obtenerlo y cómo pagar menos

Uno de los mayores errores que cometen las personas al comprar un vehículo nuevo es olvidar incluir el costo del financiamiento del automóvil en el precio total. Es por eso que hemos pedido la ayuda de varios expertos para poder elaborar una guía en la que te mostramos cómo obtener un préstamo para autos, cómo calcular los intereses y cómo pagar mucho menos. Si quieres comprar un carro próximamente, sigue leyendo porque esta guía te ahorrará mucho dinero.

Préstamos para autos carros reporte de credito

Pasos para ser aprobado para un préstamo de autos con la mejor tasa

Si quieres ahorrar dinero y conseguir la mejor tasa de interés en tu préstamo de autos, sigue estos pasos que te mostramos a continuación. No importa si buscas un préstamo para un auto nuevo o usado, si tienes alguna pregunta o duda, puedes dejarnos un comentario en la parte de abajo y te ayudaremos a aclararla.

1. Préstamo de autos: Consulta tu crédito

Préstamo de autos: Consulta tu crédito

Si hay un momento para comprobar y entender tu informe de crédito y puntuación de crédito, es antes de obtener un préstamo para un vehículo.

Este es el trato: a diferencia de las hipotecas o una tarjeta de crédito, por lo general puedes conseguir un préstamo para un vehículo, incluso si tienes muy mal crédito – sólo pagarás (mucho) más. ¿La razón? Es relativamente fácil para los bancos recuperar un vehículo si no pagas.

Pero si tienes un crédito inestable, es muy probable que estés entusiasmado por obtener un préstamo, por lo que no vas a querer preguntar si hay disponible una tarifa más baja. Los concesionarios lo saben y hacen mucho de dinero con ello.

Recibe lo último en este tema en tu correo electrónico:

Por ello, herramientas gratuitas como Experian o TransUnion pueden ayudarte a entender tu puntaje de crédito. Una vez que sabes tú puntuación de crédito, puedes averiguar si puedes calificar para las mejores tarifas de préstamo para un vehículo.

reporte de crédito préstamo para un auto

Los concesionarios ganan dinero con el financiamiento, así que a menudo anuncian tasas de interés muy buenas en los vehículos nuevos: un 2,9 por ciento, 1,9 por ciento, a veces hasta 0 por ciento.

Lo que ellos dejan en la letra pequeña, es que estas tasas sólo están disponibles para los compradores con el mejor crédito – que puede significar una puntuación FICO de 750 o mejor. Para más información sobre este tema, visita nuestra guía: Mejor puntaje de crédito para comprar un auto.

Los compradores con puntuaciones de crédito por debajo de 700, todavía pueden obtener una buena tasa de interés, pero no pueden calificar para las mejores promociones. Después de eso, las tasas aumentan rápidamente. Los prestatarios con un promedio bajo en sus puntuaciones de crédito (menores de 650), pueden presentar para tasas de préstamo para un vehículo de 10 por ciento o más.

Cuan menor sea tu calificación de crédito, más importante se vuelve darte una vuelta y asegurarte de que estás recibiendo la mejor tasa que un banco te puede ofrecer. Sí, es posible que tengas que pagar más que alguien con buen crédito, pero puede que no tengas que pagar la primera tasa que alguien ofrece.

No te pierdas nuestras guías para comprar un auto:

2. Préstamo para autos: Qué hacer si tienes mal crédito o no tienes un crédito excelente

Prestamo para autos que hacer si tienes mal credito o no tienes un credito excelente

Si tienes un crédito excelente y sabes que, por lo general puedes obtener las mejores tasas de financiamiento desde el concesionario (quien actúa como un intermediario para múltiples prestamistas).

Pero, de nuevo, si tu crédito es sólo “promedio”, puedes beneficiarte de conseguir algunas cotizaciones de préstamo antes de llegar al concesionario. Puedes visitar tu banco o una agencia local de crédito o buscar un corredor de préstamos de automóviles online como LendingTree y solicitar un préstamo para un vehículo antes de comenzar a comprar un carro.

Prestamo para autos mal credito

Con los prestamistas online, completas una solicitud de crédito y te presentan tu tasa de interés y una cantidad máxima que puedes gastar en el vehículo. Lo bueno es que no tienes que utilizar este préstamo en caso de que el concesionario le dé un trato mejor, pero al menos puedes caminar por la puerta sabiendo que tienes una tasa de interés para superar.

La mayor parte del tiempo, los bancos y agencias de crédito locales pueden ofrecer a los prestatarios con crédito promedio, las tasas de interés más competitivas tanto para préstamos para vehículos nuevos como para vehículos usados. Incluso mejor, puedes ser capaz de utilizar el financiamiento preestablecido como un puente negociador con el financiamiento del concesionario y el gerente de seguro; y calificar para una tasa de interés aún más baja.

3. Préstamo para autos: Nunca solicites un préstamo a largo tiempo

Prestamo para autos nunca solicites un prestamo a largo tiempo

Los términos de préstamos más cortos vienen con tasas de interés más bajas, pero los pagos mensuales más altos. Y esto es lo que quieres.

Es tentador extender un préstamo durante cinco o incluso seis años para ver el descenso del pago mensual, pero esto significa que tendrás que pagar mucho más en intereses y es casi seguro, que te dejará pagando más dinero por un vehículo que cada año pierde valor.

Truecar préstamos para autos valor real

4. Préstamo para autos: Coloca un 20% de depósito o enganche

Prestamo para autos coloca un 20 de deposito o enganche

Además de un corto plazo en el préstamo, puedes evitar una situación en la que debas más dinero que lo que el vehículo vale colocando tu dinero. Esto puede parecer cosa fácil, pero muchos concesionarios ni siquiera requieren de compradores con buen crédito para hacer algún pago en su totalidad.

Eso es tentador, pero es arriesgado. Si te encuentras repentinamente, en tener que vender tu vehículo nuevo, es posible que no seas capaz si debes más por el préstamo que lo que el vehículo vale. Un pago inicial más grande asegura que esto no suceda.

Seguro de autos comprar un auto prestamo

5. Préstamo para autos: No financies los impuestos y los «extras»

Prestamo para autos no financies los impuestos y los extras

Al comprar un vehículo, siempre hay gastos diversos como el impuesto sobre las ventas, las tasas de registro, tasas de documentación, y cualquier adicional que decidas comprar como las garantías extendidas. A menudo, los concesionarios son más que felices de pasar algunas o todas de estas cuotas en tu financiamiento.

Por desgracia, haciendo esto simplemente aseguras estar guindando con el préstamo para tu vehículo, al menos por un tiempo, ya que está aumentando la cantidad de tu préstamo, pero no el valor del vehículo. Así que evita agregarlo en tu financiamiento y paga estos adicionales de inmediato.

Ebay motors prestamos de autos

Préstamo para autos: Cómo calcular lo que realmente puedes pagar

Ahorra dinero en el financiamiento de automóviles al conocer tu puntaje de crédito y saca ventaja de la competencia sobre las ofertas de préstamo en el concesionario. Coloque dinero, mantenga el plazo tan corto como lo puedas permitir, y – por supuesto – no compres más vehículos de lo que puedas pagar.

Por ejemplo, si vas a comprar un Honda Civic nuevo, la diferencia entre el «precio de etiqueta» y el precio de la factura del fabricador (lo que pagó el concesionario para el vehículo) es de aproximadamente $ 1,500. Si negocias bien, podrías ahorrar $ 1,000 o más en el precio del vehículo.

Si luego del financiar el vehículo durante cuatro años con 6 por ciento sin nada por debajo, tendrás que pagar más de $2,000 en intereses. Pero si financias el vehículo durante tres años por 4 por ciento con un pago inicial de $ 1,500, sin embargo, podrás ahorrar más de $ 1,000.

Si estás dispuesto a negociar el precio del vehículo, no debes ignorar las tarifas y los términos de tu financiamiento. Cometí este error la primera vez que compré un vehículo y juré no volver a hacerlo otra vez.

Es importante mencionar, que, si estás en el mercado para un vehículo nuevo, no esperes estar en «la caja» (lo que algunos concesionarios llaman las oficinas donde terminas el papeleo pertinente) para pensar en tu financiamiento.

Préstamo para autos: No pienses que estás haciendo una inversión

Prestamo para autos no pienses que estas haciendo una inversion

Los vehículos no son inversiones. Muy por el contrario: los vehículos se deprecian como loco. Sólo por esta razón, no son finanzas personales inteligentes para pagar intereses por un préstamo para comprar un vehículo.

Lo que sucede en muchos casos, es que el valor del vehículo baja más rápido que por lo que pagas por el préstamo, dejándote guindando o ahogado (cuando se debe más por el préstamo que lo que el vehículo vale).

Dicho esto, muchos de nosotros necesitamos un vehículo para llegar a nuestros puestos de trabajo y no tenemos el dinero suficiente para comprar una salida confiable. Así que optamos por un préstamo para un vehículo.

Eso está bien, pero hay una diferencia entre el uso de un préstamo para un vehículo con prudencia, que usarlo para comprar una gran cantidad de vehículos que no puedes costear. Tengo el crédito y el ingreso, para salir y conseguir un préstamo para un BMW M3. Me encantaría ese vehículo. Pero eso no significa que yo lo consiga.

Lo que los concesionarios te dirán es lo que puedes costear y lo que deberías gastar, y esas son dos cosas muy diferentes. Utilice nuestra calculadora de accesibilidad financiera de vehículo para ver lo que puedes costear.

Cuando financias un vehículo, quieres pensar en ello no sólo en términos del pago mensual (¿cómo afectará este pago de $350 en mis gastos mensuales?), sino también en términos del costo total.

Términos que debes considerar al momento del solicitar un préstamo para autos

Préstamo para autos: Seguro GAP

Seguro Gap (conocido por sus siglas en inglés Guaranteed Auto Protection o seguro de protección garantizada) es algo que los concesionarios de automóviles y los prestamistas le venden para cubrir la «brecha» entre lo que una compañía de seguros cree que vale tu vehículo y lo que debes en tu préstamo de vehículo en caso de que tengas un accidente y el asegurador declare el vehículo como una pérdida total. (El asegurador sólo pagará el valor contable del vehículo, independientemente de lo que debes en el préstamo.)

Si estrellas tu vehículo y todavía debes $ 12.000 en tu préstamo, pero la compañía de seguros sólo cubre el vehículo por $ 10,000, tú eres responsable por el reembolso de los $ 2.000. (Estarás sin carro.)

La gente compra un seguro GAP por miedo, porque nadie quiere deber un par de miles en un vehículo totalizado. Pero si estructuras correctamente tu préstamo para el vehículo (te mantienes dentro de un período de tres años), puedes estar confiado de que no necesitarás un seguro GAP.

Es importante hacer mención, que los precios para el seguro GAP varían ampliamente (de $ 30 o más al año, a más de $ 600 por el término del préstamo para el vehículo). Las políticas que los concesionarios ofrecen pueden ser los más caros, así que, si sientes que necesitas un seguro GAP, contacta a tu agente de seguros de automóviles.

Préstamo para autos: Refinanciamiento de un préstamo de autos

Digamos que no hayas visto este artículo con tiempo y quedaste atascado con un préstamo de vehículo muy malo. No es gran cosa. Si tu crédito es bueno y tu vehículo no es demasiado viejo, deberías ser capaz de refinanciar tu préstamo para un vehículo al igual que puedes refinanciar una hipoteca.

Es fácil conseguir cuotas online de refinanciamiento de préstamos para automóviles sin ningún compromiso. LendingTree es un sitio de confianza que ofrece cuatro a cinco cotizaciones de aplicación fácil. Una agencia local de crédito es también un gran lugar para ver opciones para el refinanciamiento de tu préstamo para un vehículo.

Dondequiera que vayas, pregunta acerca de las tasas de aplicación o de iniciación del préstamo y evita los prestamistas que desean reducir tu pago mensual mediante la ampliación del plazo de tu préstamo. (Con un refinanciamiento de préstamos para automóviles, querrás conseguir una tasa de interés más bajo y pagar el préstamo en el mismo o en un plazo más corto).

Ser aprobado para un préstamo para autos: Resumen

A menos que estés buscando un 0 por ciento u otro muy bajo en la tasa de porcentaje anual, la mejor manera de comprar un vehículo es con dinero y no con financiamiento. Si tienes que conseguir un préstamo para un vehículo, sé tan pragmático como sea posible y no olvides:

  • Conocer tu puntuación de crédito.
  • Si tu crédito es menos que perfecto, vaya por un préstamo antes de ir al concesionario y use esas ofertas como influencia para obtener una tasa de porcentaje anual lo más baja posible.
  • Mantén el plazo lo más corto posible y coloca dinero, para evitar un préstamo en el que estás destinado a estar guindando.
  • Recuerde que debes darte una vuelta y comparar cotizaciones de seguros a menudo, una vez que tengas el vehículo, colocar ese esfuerzo extra realmente te puede ahorrar cientos de dólares durante el curso de vida del vehículo.

Préstamo para autos: Opiniones

Esperamos que nuestra guía sobre cómo obtener un préstamo de autos te ayude a obtener todos los detalles que debes saber sobre cómo pagar menos al comprar un carro. Recuerda que, si tienes cualquier duda o pregunta, puedes dejarnos un comentario y te ayudaremos a salir de tu inquietud.

¿Cómo ser aprobado para un préstamo para autos? ¿Cómo pagar menos por un préstamo de autos? Queremos saber tu opinión. Si has tenido alguna experiencia (buena o mala) con los préstamos de autos, déjanos un comentario en la parte de abajo y cuéntanos tu anécdota.

Guías relacionadas

¿Tienes preguntas? ¡Hablemos!